Quizá ya no tenía la exuberancia y la juventud de Anita Ekberg en " La Dolce Vita" pero aquella mujer,a sus ochenta años, siempre disfrutaba bailando frente a los grupos de música que tocaban en las Ramblas de Barcelona. Sus ropas arregladas dejaban entrever la elegante dama que siempre fue y aún ahora su frescura... Leer más →

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: